En los casos de niños en abandono se exige a jueces mayor responsabilidad en sus decisiones para frenar uso indebido de la colocación familiar

Una exhortación a los jueces en asuntos de familia, para que en ejercicio de su independencia jurisdiccional otorguen el acogimiento familiar a los menores de edad que no puedan vivir con sus padres.


La judicatura peruana, de esta manera, busca promover la correcta aplicación de la Ley Nº 30162, que instituye la medida de protección temporal del acogimiento familiar, en lugar de la colocación familiar, refiere la Resolución Administrativa Nº 280-2014-P-PJ.


En este contexto, el acogimiento familiar tiene como objetivo que los niños, niñas y adolescentes que no puedan vivir con sus progenitores, lo hagan de manera excepcional y temporal con un núcleo familiar que les permita la restitución, el disfrute y el ejercicio de su derecho a vivir en una familia y les provea los cuidados necesarios para su desarrollo, siempre que sea favorable a su interés superior.


 Por tanto, se constituye en una medida de protección temporal aplicable a los menores de edad en situación de presunto abandono, abandono o desprotección familiar con la finalidad de ser integrados a su familia extensa o a una familia no consanguínea, en ambos casos, previamente evaluada por el Inabif, mediante el Programa de Acogimiento Familiar.


Asimismo, la judicatura aclara que dicha medida es aplicable para los menores de edad que se encuentren en un proceso de investigación tutelar hasta antes de declararse judicialmente el estado de abandono o cuando estén institucionalizados en un hogar público o privado. Solo por excepción, a un niño, niña y/o adolescente declarados en abandono podría aplicarse la medida del acogimiento, previa opinión favorable de la Dirección General de Adopciones.


Se reseña igualmente que el adolescente –en ejercicio de su libertad de opinión y derecho a la participación– podrá aceptar o rechazar la medida de protección, así como solicitar la remoción de esta ante la autoridad que la otorgó.


Fuente: El Peruano.

Boletines anteriores

Publicidad